Menu
Wstąp do związku Kim jesteśmy? Wspieraj związek Napisz do nas

Entrevista: En Volkswagen hay muchos problemas de los que no se habla

  • Dział: English news

Conversación con Andrzej y Sebastian, unos de los organizadores de Seccion Sindical de Iniciativa de Trabajador@s (OZZ IP) en  en Volkswagen en Poznan.

 

¿De dónde viene el descontento en Volkswagen y la idea de establecer unión de trabajadores diferente de “Solidaridad”?

 

Andrzej: En el transcurso de muchos años hubo más y más problemas. Según nosotros, la “Solidaridad” no hacía nada. Es decir, no hacía tanto como esperaban los trabajadores. Algo preparaban con la gestión de la empresa, algo firmaron. Nunca habían consultado nada con el equipo de la empresa. Nada más decían que los trabajadores iban a estar contentos. En mi línea trabajaban dos delegados de la “Solidaridad”. Siempre y cuando les preguntaba cómo iban las cosas de la unión, ellos nunca supieron decirme nada, nunca supieron nada. Parecía que los de arriba bloqueaban la información que se iba a pasar para los de abajo. Los de abajo también quisieron ayudar. Decíamos que si tenían algún problema, íbamos a protestábar.

 

Sebastian: Pero no había respuesta a sugerencias así.

 

Andrzej: Ya era suficiente cuando la “Solidaridad” no bloqueó la introducción del 17º turno, es decir el turno del sábado por la tarde. No lo consultaron con el equipo. Finalmente escribí en Facebook que todo eso nos afecta a nosotros, los trabajadores. Que éramos nosotros los que tenemos que trabajar los tres turnos, que tenemos que trabajar el sábado, sacrificando el tiempo dedicado a nuestras familias, amigos, nuestras aficiones. La situación se volvió incluso más tensa en julio cuando nos enteramos que teníamos que ir a trabajar en el puente de agosto, cuando muchos ya teníamos planes de ir de vacaciones. Escribí que no podía ser así; que por medio año sabíamos que íbamos a estar libres y de repente alguien nos dice que tenemos que ir a trabajar. Supervisores inmediatos hablaban con los trabajadores, sobre todo con gente con contratos definidos y les decían que tenían que acudir en el puente de agosto, que recordaran que sus contratos terminaban pronto. Es decir, fue un intento de chantaje. Eso me molestaba. Nos dicen que la empresa cuida al trabajador, a la familia, y de repente nos enteramos de que teníamos que acudir al trabajo los días libres porque los objetivos de VW valen más.

 

Es decir, te sacaron por publicar en el Facebook sobre la introducción del 17º turno y sobre forzar la gente a acudir en el puente de agosto. En el Face se sugirió también que era necesario establecer nueva unión de trabajadores. Por eso la OZZ IP dice que la razón de sacar a tres personas de VW no fue un supuesto ataque a la empresa, sino la intención de establecer una organización nueva.

 

Andrzej: Y que quede claro: yo nunca escribí que el VW hace malos coches. Estoy convencido que hace buenos coches. A decir verdad, me estaba dirigiendo no tanto a la empresa y su gestión, sino a la misma “Solidaridad” y el hecho de que no hace nada.

 

Sebastian: Yo escribí un comentario en la cuenta privada de Andrzej que es probable que mucha gente no venga a trabajar en el puente de agosto. Que los señores están sentados y nosotros trabajamos. Como tenía contrato definido, me sacaron de la manera “normal”. Me dijeron que no tenían que decirme la causa del despido. A final de cuentas, no sé la razón de mi despido. 

 

¿Cómo transcurrió la reunión fundadora de la Iniciativa de Trabajador@s?

 

Andrzej: La reunión fundadora fue el 6 de agosto, el domingo. La anunciamos en el Facebook. Como la gente sabía que algunas personas fueron despedidas por haber criticado la “Solidaridad”, estaban molestos. Por eso acudieron 120 personas. Muchos trabajadores quisieron llegar, pero no pudieron, por razones diferentes. Recibí sus mensajes.

 

Sebastian: Ahora – al cabo de 4 semanas – la hay más de 300 miembros de la unión y declaraciones siguen llegando. Tenemos gente de todas las fábricas, es decir: Antoninek [un distrito de Poznan], Swarzedz y Wrzesnia, salvo la fundidora. Ahora la mayoría son de Antoninek. En Wrzesnia tienen problemas un poco diferentes. Allí trabajan dos turnos, de lunes a viernes. Pero también van a trabajar tres turnos y tener el sistema de 17 tunos. Por eso, la Iniciativa Laboral llama mucho la atención a los de Wrzesnia. Desde luego, también se inscriben los trabajadores con contratos definidos.

 

¿Qué acciones habéis emprendido desde el establecimiento de la Iniciativa de Trabajador@s?

 

Sebastian: Regularmente hemos repartido folletos a la entrada de las fábricas, hemos repartido declaraciones. Ahora nuestros compañeros están colectando firmas debajo de la petición a VW, reclamando nuestro retorno al trabajo. Hemos dirigido una serie de cartas a la gestión de la compañía. Hubo una reunión con las autoridades de la compañía.

 

Hay una debate, hubo reunión de los integrantes del equipo para hablar sobre los postulados a la que acudieron varias decenas de personas. ¿Cuáles de problemas mencionadas por los integrantes del equipo os parecen los más importantes? ¿Cuáles son los postulados?

 

Andrzej: El más básico es la liquidación de 17o turno, aunque se nos dice que es imposible por los grandes pedidos. Pero si es así, la pérdida del sábado se tiene que recompensar adecuadamente, mucho mejor que ahora. Tampoco se aceptará coerción. Segundo: aumento de salarios, por supuesto. Por ejemplo, el salario medio en Eslovaquia, aún antes de los aumentos que se se consiguieron recientemente (aumento por casi el 14 por ciento dentro del año y medio que viene) era 1800 Euro. Aquí en la producción se gana por medio 1000 Euro. Todavía no tenemos los datos exactos, pero pensamos que los salarios en Polonia son mucho más bajos que en Eslovaquia, especialmente después de los aumentos que acabo de mencionar.

 

Sebastian: Según nosotros, la VW se está desarrollando, todo sigue adelante, hay cada vez más pedidos, y el 17º turno lo confirma. Por eso los trabajadores tienen derecho a reclamar más altas expectativas de pago.

 

Andrzej: Algunos reciben aumentos individuales, pero están contados. Cada año recibimos un aumento, el llamado “de la inflación”. La última vez fue de alrededor de 100 zloty. Pero al mismo tiempo crecen expectativas sobre el tiempos de trabajo, nuestra disponibilidad, crecen las normas laborales. El problema se refiere sobre todo a los trabajadores jóvenes, que al principio ganan poco. La prengunta es, ¿cuánto tiempo tienen que esperar el salario adecuado, para ganar tanto como los “mayores”? Ahora parece que eso va a tardar muchísimo.

 

Sebastian: Yo entré hace relativamente poco. Cuando empecé, ganaba 2800 zloty, después de unos aumentos garantizados dentro de tres años ascendí a 3800 zloty. Tuve unos 400-500 zloty de bonificaciones e incentivos (por el turno de noche, por no haber caído enfermo). También hay una bonificación más, la llamada de la cualidad trimestral, pero no la pagan siempre y no es especialmente alta. La situación de los trabajadores jóvenes está difícil por la presión. A menudo se espera mucho de ellos. No tienen experiencia y el tiempo corre. No todos están capaces de sobrellevar la presión y renuncian el trabajo. Uno de mis compañeros tuvo diarrea por medio año. Se dice sobre el acoso de los “jóvenes”.

 

¿Cuál por ciento de los trabajadores de la VW son trabajadores temporales?

 

Andrzej: Dentro de los 10 mil de empleados de todas las fábricas de la VW, un tercio son los trabajadores temporales.

 

Sebastian: Hasta ahora los trabajadores temporales tenían que trabajar tres años antes que pudiesen entrar a la VW. A partir de este año va a ser un año y medio. Anteriormente nos trasladaban de una agencia a otra, evitando las normativas de la ley sobre los trabajadores temporales. Así fue mi caso. Cuando me acercaba al año y medio, me dijeron que usara todos mis días de vacaciones (que anteriormente supuestamente tenía que ahorrar), y después de nuevo empecé en VW, pero empleado por otra agencia. Aunque los trabajadores temporales no pueden ganar menos, teoréticamente, también en este caso las reglas se omiten. Hacen trabajos clasificados más alto en la jerarquía salarial, y ganan según el salario oficial, cunado entraban, por supuesto cualificado más bajo.

 

¿Hay otros grupos vulnerables, aparte de los trabajadores “jóvenes” y temporales que necesiten ayuda particular por la parte de la unión?

 

Andrzej: Hay trabajadores mayores de 50 años, de los cuales algunos, por la salud, por las lesiones, ya no pueden más. Y hay cada vez más. Al mismo tiempo las normas laborales crecen. Trabajamos más, por lo menos por temporadas. Teoréticamente hay puestos dedicados para las personas vulnerables, pero son pocos y a menudo se reparten “por protección”, no siempre para los que deberían.

 

Sebastian: También es el problema de la seguridad laboral.

 

Andrzej: Como se puede ver, sí hay problemas en la VW. Mientras tanto la gestión de la empresa y la “Solidaridad” pretenden que la situación está bien, que todos están contentos. Muchas cosas se menospreciaron. Ahora, los alemanes están sorprendidos de que los trabajadores en Polonia se inquietan, de que algo no está bien.

 

Habrán negociaciones salariales entre la gestión de VW y la OZZ IP…

 

Andrzej: Las negociaciones salariales es el tema número uno. Luego, el trato hacia los trabajadores. No nos tratan igual. Tercero, los deben escoger a los lideres, y ahora los encargados los escogen. Entre otras cosas, de eso queremos hablar.

 

¿Pensáis que es posible entrar en disputa colectiva e ir de huelga?

 

Andrzej y Sebastian: Por supuesto, es posible.

 

¿Cómo os imagináis las actividades de la OZZ IP en el VW? ¿En qué diferirán vuestras actividades de las actividades de la unión?

 

Sebastian: Estarmos presentes en la sala porque la mayoría de las cosas dependen de los trabajadores de producción.

 

Andrzej: No queremos operar como “Solidaridad” ha operado hasta ahora. Tampoco queremos oficinas y plazos pagados por el empleador.

 

Los trabajadores en Eslovaquia ganaron aumentos salariales. Ahora escuchamos de la huelga en Portugal. ¿Cómo lo comentan los trabajadores en Poznan, Swarzedz y Wrzesnia? ¿Qué pensáis en eso?

 

Andrzej: La huelga de los trabajadores en Eslovaquia ha influido directamente nuestra decisión de establecer una nueva unión de trabajadores. Trabajadores en Portugal no quieren la introducción del 16º y 17º turno, es decir no quieren trabajar los sábados. Quieren tener un día libre. Les importan el fin de semana y la familia. Los acontecimientos portugués y eslovaco se discutan mucho entre el equipo en la VW. Supuestamente eslovacos se sorprendieron por qué la “Solidaridad” no se les quiso unir a ellos. Se dice en la fábrica que las uniones eslovacas mandaron una carta dirigida a la “Solidaridad” y, según, la “Solidaridad” respondió que en Polonia no está mal, que ellos hablan con la gestión, etc. Hace un par de días la Iniciativa Laboral recibió una carta de los trabajadores de VW en España, pertenecientes a la CGT. Nos hemos conectado con los eslovacos.

 

¿Les parece posible desarrollo de esa cooperación internacional?

 

Andrzej: No solo es posible, sino hay que desarrollar esta cooperación. Tenemos que estar conscientes que tratamos con una multinacional. Escándalos como la dieselgate [práctica de instalar un software para cambiar los resultados de los controles técnicos de emisiones contaminantes que salió a la luz en 2015] influyen directamente la situación de trabajadores en todos los países donde se producen los coches VW. Por eso tenemos que colaborar. Esos asuntos nos influyen a todos.

 

Sebastian: Por cierto, no se hizo responsable a nadie de los jefes de la VW por este escándalo. Si se hubiera tratado de un simple trabajador, la situación habría sido diferente. Aún por una simple crítica de la empresa, por un intento de establecer una unión nueva – como se puede ver en nuestro caso – uno puede perder el trabajo.